Judías con huevo poché, gambas y setas

¡Las judías verdes, super versátiles en la cocina!

Personas: Tiempo: 40 min
Sopa de cebolla con huevo y tosta horneada con queso2

Recetas con ingredientes similares:

Ingredientes

Judías con huevo poché, gambas y setas

Sopa de cebolla con huevo y tosta horneada con queso2

¡Las judías verdes, super versátiles en la cocina!

Personas: Tiempo: 40 min

Recetas con ingredientes similares:

Ingredientes

Prueba esta maravillosa receta con huevo poché, le dará un toque jugoso

Elaboración

Primero ponemos un cazo a fuego alto con agua para hervir las judías verdes. Así que tapamos el cazo para que coja temperatura lo antes posible y empezamos con la preparación de las judías.

Primero las lavamos con abundante agua, las escurrimos y con un cuchillo muy pequeño, cortamos las puntas de las judías y los bordes, es importante hacerlo bien para que luego una vez estemos comiendo no nos encontremos con ningún filamento. Una vez hemos retirado todas las puntas y los filamentos de éstas y el agua esté hirviendo las añadimos con cuidado, bajamos el fuego a medio y las dejamos hervir por 20 minutos aproximadamente, todo depende de la consistencia que le queramos dar.

Una vez pasado el tiempo las retiramos y las reservamos sobre otro recipiente para que del calor del cazo no continúen cocinandose más, ya que se pueden ablandar. 

A continuación, sobre una tabla de cortar vegetales laminamos el diente de ajo y reservamos. Las gambas en nuestro caso las ponemos enteras, sin trocear y las reservamos en otro bol. Las setas las laminamos y las reservamos. En nuestro caso hemos mezclado setas y champiñones. 

Ponemos una sartén a fuego medio, añadimos una cucharada de aceite de oliva y cuando empiece a coger temperatura añadimos el ajo y las judías verdes y salteamos por 10 minutos. Salpimentamos y añadimos las setas, salteamos por 5 minutos más o hasta que las setas terminen de soltar todo su jugo. Ahora añadimos las gambas y salteamos por 3 minutos más o hasta que veamos que las gambas están bien hechas. Apagamos el fuego y dejamos en la sartén para que no se enfríe.

Ahora pasamos a hacer el huevo poché. Para ello, pondremos a calentar agua en un cazo.

Luego cascamos un huevo y lo reservamos en un bol pequeño.

Cuando el agua empieza a hervir dejamos caer el huevo en el centro con delicadeza y lo cocinamos por 3 minutos. A continuación lo retiramos con una espumadera y lo podemos secar con un papel para quitarle el exceso de agua. 

Ahora nos quedará montar en el plato. Sobre un plato o bol ponemos las verduras de la sartén que hemos salteado y sobre éstas añadimos el huevo poché. Y listo!

Más recetas

Bizcocho de manzana
Salmón al limón con crema de espinacas
Tortitas mexicanas de tofu
Espinacas con coliflor y gambas
Taboulé estilo libanés